Ramón Paraíso, profesor de adultos, ¿pequeñas reflexiones?

Ramón ParaísoRamón Paraíso ha irrumpido con fuerza en el panorama actual de pensadores que influyen en la comunidad educativa; pero además compagina su faceta de influenciador con la docencia, lo que le permite poner en práctica lo que nos explica en sus posts.

Ramón mantiene el blog de vuelta donde nos habla de educación y didáctica, y el blog Mare Vostrum sobre su aula. Además colabora con INED21 y con el proyecto mapaTIC

Es director del centro de formación de personas adultas M. Dolors Paul en Cunit (Tarragona), profesor de ciencias sociales y técnico de educación en el ámbito municipal.

– Ramón, en tu blog de vuelta nos transmites con lenguaje accesible la experiencia y sensaciones que tenemos la mayoría de los docentes. ¿Cómo te planteas cada uno de tus posts y cómo surge la motivación y la chispa creativa para escribirlos?

La mayoría de veces los artículos hacen referencia a temas cotidianos de mi día a día. Una situación producida en clase, una conversación en el claustro, la lectura de un artículo, un libro o incluso un simple tweet pueden ser motivo suficiente para ponerme a escribir. En cuanto al estilo, me gusta que sea lo más sencillo y accesible posible. No pretendo hacer textos sesudos ni aconsejar a nadie, simplemente escribir pequeñas reflexiones que me ayuden a comprender un poco mejor mi profesión.

– La Formación y Educación de las personas Adultas considero que es la asignatura olvidada y pendiente de este país. ¿Qué debemos hacer para que los políticos adquieran conciencia, en general, de la importancia que tiene la Educación de Personas Adultas?

Estoy de acuerdo contigo. Es sorprendente que en un contexto socioeconómico como el actual, donde parece evidente que la formación resulta fundamental, los centros de adultos no tengamos una mayor presencia en las estrategias educativas de las diversas administraciones. Creo que desde las instituciones debería potenciarse la educación permanente como una vía fundamental para favorecer un cambio de tendencia y para permitir el acceso al mundo laboral de muchísimas personas que quedaron fuera con el estallido de la crisis. Por otra parte, desde los centros de adultos debemos desarrollar una firme estrategia de visibilización de nuestro trabajo y de las potencialidades que presenta la educación y formación de adultos no solo desde el punto de vista profesionalizador, sino también desde la creación de ciudadanos críticos y concienciados con la comunidad y su entorno.

¿Cómo podemos hacer converger la Educación Básica de Adultos con la Formación Profesionalizadora, es decir, que los alumnos a la vez adquieran competencias necesarias en el mundo laboral?

Este aspecto es, desde mi punto de vista, fundamental. Lo vemos día a día en nuestras aulas. La principal preocupación de nuestro alumnado es, sin duda, el acceso al mercado laboral o, en caso de estar trabajando, la mejora de sus condiciones laborales. En este sentido, desde los centros de adultos debemos hacer un esfuerzo para potenciar la adquisición de competencias profesionales básicas y, en la medida de los posible, potenciar el contacto entre nuestro alumnado y el mundo laboral. No es fácil, pero existen vías para ello. En nuestro centro estamos trabajando en esta línea y de cara al próximo curso vamos a intentar presentar un plan de actuación dirigido precisamente a la mejora de la ocupabilidad de nuestro alumnado. Todo ello, eso sí, sin perder de vista la formación humanística y ciudadana que también considero que debe ser clave en la formación de buenos profesionales. En fin, grandes retos.

– Háblanos de tu blog y de tus diferentes colaboraciones. ¿Cómo trabaja un docente y un teorizador para compaginar ambas pasiones en diferentes proyectos de divulgación?

No me considero un teorizador. Simplemente escribo sobre aquellos aspectos de mi profesión que me llaman la atención. De hecho, empecé a escribir para obligarme a hacer una reflexión sobre mi actividad en el aula. En ésas seguimos. Me resulta muy útil seguir esa rutina de reflexión porque me permite profundizar en aspectos que quizá dejaría pasar de largo si no escribiera. Lo que pasa es que el blog ha ido creciendo y ha generado varios proyectos de envergadura. Eso requiere tiempo y, claro, uno siempre va con prisas. Pero bueno, con organización y, sobre todo, con muchas ganas todo acaba saliendo. Además, al ver la buena cogida que ha tenido de vuelta desde un principio todavía apetece más seguir escribiendo.

– Ramón, qué consideras que es primero: la práctica y luego la teorización sobre lo realizado o, por el contrario, partir de la teoría para después ponerlo en práctica. De otra forma, ¿utilizas el método deductivo o el inductivo en cuanto a forma de afrontar tu trabajo como docente?

La verdad es que no tengo un método definido. Eso sí, leo mucho y me documento bastante para preparar mis propuestas didácticas. Otras veces las ideas generales surgen de la manera más inesperada. Pero quizá son las menos. Por otra parte, hay profesionales fantásticos que desarrollan y comparten proyectos estupendos, así que en otras ocasiones me inspiro en sus propuestas para adaptarlas después a mi contexto. Me gusta, independientemente del proceso de elaboración de las planificaciones, que el alumnado tenga un rol muy activo e intento, en la medida de lo posible, abrir el aula al entorno y a la comunidad. No siempre es posible pero intento ser dinámico en este sentido.

– ¿Crees que Paulo Freire está de moda actualmente o, piensas que no ha perdido nunca su importancia en la Educación de Adultos?

Yo creo que discursos como el de Freire no pierden nunca su vigencia. Se trata de autores, como Gelpi, que han influido a generaciones de formadores y que, de una manera u otra, seguirán haciéndolo. Ahora bien, me da la sensación que nuestra generación está algo más alejada de discursos teóricos que generaciones anteriores. Creo que tenemos un bagaje teórico más pobre, pero quizá sea simplemente una sensación personal.

– ¿Cuáles son los valores fundamentales que intentas transmitir es tus entradas de los blogs?

En este sentido, no hay una reflexión previa. Los valores supongo que son los que se desprenden de mi práctica y de mi visión personal de la profesión. Con esto quiero decir que no pretendo aleccionar ni aconsejar a nadie, simplemente reflexionar sobre el día a día de un profesor de un pequeño centro de adultos. No obstante, espero que los valores profesionales que se desprendan de mis textos sean aquellos en los que creo: el trabajo en equipo, la colaboración, la empatía, el respeto por los compañeros y el alumnado, la atención a la diversidad y, en definitiva, la ilusión por mi profesión.

– ¿Qué impacto están teniendo tus propuestas en la red? ¿Cuál es tu audiencia: profesores, alumnos, divulgadores o otros públicos?

El principal impacto creo que lo he vivido yo. Este último año me ha servido para conocer un montón de compañeros que han enriquecido muchísimo mi práctica docente y que me han permitido iniciar proyectos tan interesantes como mi colaboración con el magazine educativo INED 21, el proyecto mapaTIC, donde colaboramos con otros dos centros de adultos en el desarrollo de estrategias de innovación pedagógica, o publicar en la revista Diálogos y en otros espacios digitales. Se trata, sin duda, del año más productivo de toda mi carrera docente. Por otro lado, de vuelta ha tenido un crecimiento que no esperaba de ninguna de las maneras. Sigue siendo un proyecto muy pequeño y humilde, claro, pero te aseguro que si cuando creé el blog hace un año me hubieran dicho que en doce meses iba a tener más de 55.000 visitas, más de treinta seguidores y que iba a generar toda la actividad que me ha permitido desarrollar en este periodo no lo hubiera creído de ninguna manera. Así que, como puedes imaginar, estoy muy contento con su evolución.

– Por favor, danos algún ejemplo de recurso didáctico, post o material del que estés especialmente orgulloso.

A principios de 2015, el blog de educación de El País, Escuelas en red, tuvo a bien publicar una experiencia didáctica que desarrollé durante el tercer trimestre del curso 2013-2014. Se llamaba “Descubriendo el Penedés” y proponía un acercamiento del alumnado al territorio mediante el contacto con profesionales del ámbito de la cultura y con equipamientos patrimoniales de referencia. La experiencia y la valoración por parte del alumnado fue muy positiva y la sensación de trabajar para y con la comunidad fue muy gratificante.

– ¿Cómo piensas que evolucionará la Educación de Adultos en los próximos años?

Bueno, estamos viviendo cambios significativos. Los centros de adultos están mutando. Hay quien apunta que se están “secundarizando”, en el sentido de que existe un número cada vez mayor de alumnado procedente de los institutos de educación secundaria. Es una tendencia innegable que habrá que ver cómo se gestiona. Decía un compañero hace unas semanas que tenía la sensación de que una determinada formación de adultos está desapareciendo. Puede ser, así que el futuro se presenta interesante. Lo que parece evidente es que, también en los centros de adultos, deberemos hacer un esfuerzo para adaptar nuestras enseñanzas, contenidos, metodologías y prácticas a los nuevos tiempos. En eso estamos.

– Una faceta que nos resulta muy simpática de tu blog son los dibujos. ¿Eres tú el representado en cada uno de ellos? ¿Los realizas tú?

No, qué va. Yo soy un desastre dibujando. La autora es Pilar, mi mujer. La idea surgió al crear el blog. Como ella dibuja muy bien, le pedí si, con cuatro trazos, podía crearme un avatar, a mi imagen y semejanza que diría aquel, para ponerlo en la cabecera del blog y así lo hizo. Cuando llevaba redactadas varias entradas pensé que podía ser divertido y original ilustrar cada post con el dibujillo de marras. La verdad es que, como escribo bastante, le doy mucho la paliza, por lo que desde aquí le pido disculpas y prometo recompensarla. Me encantan los dibujos, es una de las partes del blog de las que estoy más orgulloso. De hecho, se me haría muy extraño publicar entradas sin sus ilustraciones.

– Finalmente te agradecemos que hayas contestado a esta entrevista, así como que podamos disfrutar de tus contenidos durante mucho tiempo. ¿Deseas explicar alguna cosa más?

Simplemente agradecerte tu interés por de vuelta y el apoyo en la visibilización de la formación de adultos. Muchas felicidades por tu trabajo.

¿Quieres recibir el boletín de Personas que aprenden? Puedes dejarnos tu email. Verás que en el menú lateral derecho puedes suscribirte al boletín.

Si te parece interesante este post, por favor, difúndelo o comenta tu opinión o discrepancias. Gracias

;,”@


Loading Facebook Comments ...

One thought on “Ramón Paraíso, profesor de adultos, ¿pequeñas reflexiones?

Deja un comentario